“Happy Trails”, el espíritu de San Francisco

Los hippies convirtieron a San Francisco en su particular paraíso en 1967. Scott Mckenzie pregonaba las bondades del «Verano del Amor» e invitaba a acudir a la ciudad con flores prendidas del pelo. Miles de jóvenes festejaban el nacimiento del nuevo movimiento en el distrito de Haight-Ashbury o en el parque de Golden Gate entregados a la rebeldía frente a la «american way of life» establecida tras el final de la Segunda Guerra Mundial. Mientras, decenas de laboratorios ilegales «cocinaban» LSD como si el mundo fuese a acabarse al día siguiente y una generación de jóvenes dejaba sus vidas miles de kilómetros al Oeste, en un lugar llamado Vietnam.

El rock ácido californiano se encontraba en su pleno apogeo. Jefferson Airplane acababa de publicar su segundo álbum, «Surrealistic Pillow» (RCA Victor, 1967); Grateful Dead había lanzado su disco de debut homónimo (Warner BROS, 1967); los Beatles habían cambiado de registro e investigaban el lado oscuro del rock con su legendario «Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band» (Parlophone, 1967); y otras leyendas como The Doors, The Jimi Hendrix Experience o Janis Joplin debutaban.

Por aquel entonces, la banda de San Francisco «Quicksilver Messenger Service» comenzaba a gozar de cierto reconocimiento. El conjunto había sido formado por John Cipollina (guitarra), Gary Duncan (guitarra), David Freiberg (bajista), Jim Murray (armónica) y Greg Ellmore (batería) en 1965. Previamente, una formación primigenia había contado también con la presencia de Dino Valenti (cantante/ guitarra) y el malogrado Skip Spence (cantante). Quicksilver+Messenger+Service

«Quicksilver Messenger Service» gozaba de ciertas peculiaridades con respecto a sus coetáneos. El conjunto había rehusado firmar contrato alguno con las grandes discográficas en pos de disfrutar de una mayor libertad. Durante el periodo comprendido entre 1966 y 1967, la presencia del grupo comenzó a acrecentarse gracias a una serie de conciertos gratuitos en Haigh-Ashbury y a varias actuaciones tanto en el «Avalon Ballroom» como en el auditorio «Fillmore West» de Bill Graham. Su consagración definitiva tuvo lugar con motivo de su presencia en el Festival Pop Internacional de Monterrey, celebrado en junio de 1967. Tras el evento, Murray abandonó el conjunto y dos canciones de la banda fueron incluidas en la banda sonora del documental «Revolution», dirigido por Jack O’Connell.

En enero de 1968 «Quicksilver Messenger Service» se convirtió en la última gran banda de la escena ácida en firmar un contrato comercial con una discográfica de primer orden, en este caso Capitol. Cuatro meses después salió a la calle su primer álbum de estudio, un disco homónimo entre cuyas canciones destaca «Pride of man». Sus seguidores, acostumbrados a disfrutar en directo de su música libre de ataduras, no tardaron en señalar que su debut no había logrado captar la esencia del conjunto.

La banda decidió responder a sus peticiones y en noviembre de ese mismo año protagonizaron sendos conciertos en los auditorios «Fillmore West» y «Fillmore East». Sus grabaciones fueron empleadas para confeccionar el mejor disco del grupo y una de las joyas musicales de aquella época: «Happy Trails» (Capitol, 1969). Convertido de inmediato en un clásico, «Happy Trails» es un monumento a la guitarra y al intenso flujo de creatividad de John Cipollina y Gary Duncan con las seis cuerdas.

Libreto delante

«Happy Trails» se divide en dos partes. La primera ocupaba la primera cara del álbum original. Bajo el título de «Who do you love suite», la banda tomó prestada la obra maestra del bueno de Ellas McDanielBo Didley para los colegas- y la reconvirtió en una jam session de más de veinte minutos de duración dividida en seis partes. El disco comienza con «Who do you love? Part I», donde Duncan reinterpreta el riff de Didley dotándolo de una nueva dimensión a la par que intercambia un duelo de acordes con la vibrante guitarra de Cipollina. «When do you love», escrita por Duncan, prosigue con ese trepidante cruce de guitarras reforzado por la sólida sección rítmica del bajo de Freiberg y la batería de Ellmore. La jam session -situada a medio camino entre el jazz y el rock psicodélico– continúa con «Where you love», que se adentra de lleno en los terrenos de la improvisación de la mano del sonido atmosférico proveniente de la guitarra Gibson SG de Cipollina. Mientras, el público se suma a la fiesta tocando las palmas y gritando en medio de una espiral cadenciosa en la que los integrantes del conjunto actúan como guías hacia lo desconocido. Acto seguido, el directo estalla con un solo de Cipollina, «How you love», en el que las influencias de Didley saltan de nuevo a la palestra. Freiberg toma el relevo y protagoniza un solo en «Wich do you love». Mientras Cipollina pone letra a la música que con «Who do you love? Part II» encadena una serie de crescendos y solos aderezados con feedback que finalizan pulcramente con un multitudinario aplauso del público.

La segunda parte se abre con el comentario irónico «This here next one’s rock ‘n’ roll». «Quickisilver Messenger Service» hace de nuevo un guiño al pionero del rythm & blues y se marca una de las mejores versiones jamás interpretadas de la canción «Mona» de Didley. El bajo de Freiberg y la batería de Ellmore palpitan mientras las guitarras de Duncan y Cipollina comienzan a desvanecerse dando paso a «Maiden of the Cancer Moon», composición escrita por Duncan y jalonada por dos solos en los que la guitarra de Cipollina parece aullar. «Calvary» es otra composición de Duncan y uno de los cortes más interesantes de «Happy Trails». Su estilo recuerda por momentos al flamenco, sin embargo se encuentra más próximo a la música acuñada por Ennio Morricone en sus bandas sonoras del «spaghetti western». Duncan apea la guitarra eléctrica y se luce con la acústica. Paralelamente, Ellmore nutre la pieza con toda una suerte de instrumentos de percusión. «Happy trails», canción que da nombre al disco, cierra el álbum. Se trata de la melodía compuesta por Dale Evan Rogers para la serie radiofónica y, posteriormente, televisiva de Roy Rogers, que durante las décadas de los cuarenta y de los cincuenta amenizó a millares de norteamericanos.

Se desconoce qué partes fueron grabadas en cada una de las actuaciones en «Fillmore East» y «Fillmore West». Asimismo, «Calvary» fue reeditada en los estudios «Golden State Recorders». Aunque los créditos del álbum señalan que fue grabada en vivo el 19 de noviembre de 1968, todo apunta a la que la banda tomó como punto de partida las grabaciones previas.

Por su parte, el diseño del álbum «Happy Trails» es una auténtica pieza de arte. Fue diseñado por George Hunter, que por aquel entonces trabajaba en la afamada agencia «Globe Propaganda». En la portada se puede ver a un jinete del servicio de correo rápido «Pony Express», cabalgando a través de un terreno árido mientras despide con su sombrero a una mujer.

Tras la publicación de «Happy Trails», Gary Duncan abandonó la banda y se trasladó a Nueva York donde fundó el grupo «The Outlaws» junto a Dino Valenti, quien acababa de salir de la cárcel tras cumplir condena por posesión de marihuana. Su cese fue seguido por el fichaje del teclista Nicky Hopkins.

«Quicksilver Messenger Service» nunca más volvería a repetir un éxito semejante a «Happy Trails». En 1970, tras el regreso de Dino Valenti y Gary Duncan al grupo, publicarían su mayor hit, «Fresh air», que alcanzó un tímido puesto cuarenta y nueve en la lista de éxitos. El conjunto es considerado uno de los mayores exponentes del rock ácido californiano. Sin embargo, su nombre siempre ha permanecido a la sombra de otras formaciones como «Jefferson Airplane» o «Grateful Dead».

-Fuente de las imágenes Last.fm.

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s